Educación Financiera para América Latina

A continuación, respondo a una consulta que me hace una estudiante de mi libro:

Raúl, Yo tengo un ministerio donde enseño como las familias pueden mejorar su vida financiera, es por eso que me interesó su libro y casualmente voy a República Dominicana a enseñar en un congreso de mujeres, pero les entreno en lo básico: cómo hacer un presupuesto, etc…no se en que país se encuentra usted, pero qué ayuda me podría proveer para Latinoamérica, ya que los métodos de USA son bastante diferentes, que consejo me da (Lizeth).


Hola Lizeth:

Me da gusto saludarte nuevamente y te agradezco tu tiempo en escribirme…

El hogar es uno de los espacios más importante donde debe darse este tipo de educación, y si son las madres las primeras maestras, tanto mejor…

Yo me encuentro en Bolivia, y sé de primera mano la falta de educación financiera que tienen nuestros países, ya que si los comparamos con el mercado anglosajón, es evidente que en este país la educación financiera está mucho más desarrollada, existen infinidad de métodos, unos más complejos y otros más simples, sin embargo, aunque pueden ser diferentes o no, la premisa principal debe ser enseñar con un objetivo marcado que es el de ayudar a las personas a alcanzar su propia libertad financiera lo más pronto posible, para que de esa manera puedan disfrutar de su tiempo, sus decisiones y sus desplazamientos, lo que se conoce como un estilo de vida ideal, en contraposición a un nivel de vida promedio que es lo que la gran mayoría de las personas puede permitirse.

Indudablemente, la educación financiera debe partir de lo básico, ya que si las personas no aprenden a administrar eficientemente el dinero que devengan, independientemente si es mucho o poco, el fracaso financiero estará a la vuelta de la esquina…

El principal objetivo de mi libro es precisamente brindar un sencillo método de aprendizaje y enseñanza, ya que en todos sus apartados, se encuentra la esencia de lo que realmente necesitan las personas en América Latina, es decir, un cambio profundo en su mentalidad financiera (primer pilar), llevar a cabo un plan de acción eficiente (segundo pilar), obtener logros y resultados financieros (tercer pilar) y finalmente, disfrutar y compartir esos logros y resultados financieros (cuarto pilar).

Si las personas no empiezan cambiando su mentalidad financiera, de la escasez a la abundancia, difícilmente llegarán un día a disfrutar de un verdadero éxito financiero personal, y una vez que su mentalidad financiera esté empezando a cambiar para mejor, deben capacitarse de manera contínua en lo que respecta a sus finanzas personales, y esto tiene que ver con generar ingresos activos, administrar eficientemente esos ingresos activos (presupuesto eficiente basado en al menos 6 fondos que son: necesidades básicas, capacitación, entretención, donativos, ahorro e inversión), contar con un plan financiero básico que permita invertir un porcentaje del dinero ganado, y finalmente, crear verdaderos activos que generen ingresos pasivos de forma constante e ininterrumpida.

En realidad es un proceso simple, pero no por ello, fácil de implementar, por el hecho que un gran porcentaje de la población mundial es aún reacia a estos conceptos, y consideran que lo único valioso para disfrutar de la vida, es contar con un empleo bien remunerado, lo cual, en nuestros días es una vil mentira.

Mi consejo es que estudies el libro en su totalidad, y para empezar, leas todos los reportes y el curso completo, para que entiendas la magnitud de su contenido…De esta manera contarás con un plan básico en bien de la educación financiera de las personas con las que te relacionas.